01 abril, 2009

La crisis económica puede favorecer nuevas tragedias de la migración clandestina

Ginebra, 31 mar (EFE).- La crisis de la economía mundial puede favorecer nuevas tragedias de la emigración clandestina, como la ocurrida en las últimas horas frente a las costas de Libia con la desaparición de ente 250 y 300 personas, afirmó hoy un representante del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).
"Vamos a ver más de estas situaciones con el colapso de la economía. No creo que esto vaya a detenerse próximamente", sostuvo el portavoz del organismo, Ron Redmond, al comentar el hundimiento en las últimas horas de tres embarcaciones repletas de emigrantes.

El portavoz de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), Jean-Phillipe Chauzy, recalcó que los incentivos para la inmigración ilegal se reforzarán por la caída de los volúmenes de remesas y del precio de las materias primas agrícolas, cuyas exportaciones son la principal fuente de ingresos para numerosos países africanos.

Agregó que la crisis mundial está reforzando en Europa políticas laborales que dan preferencia a los trabajadores nacionales, de modo que "la puerta que estaba ligeramente entreabierta para la inmigración ahora está cerrándose".

Sin embargo, pronosticó que esto no detendrá y hasta puede aumentar los flujos de inmigración clandestina.

Por su parte, el responsable del ACNUR, Antonio Guterres, declaró mediante un comunicado que la tragedia anunciada hoy es la constatación de "un fenómeno global" que lleva a las personas a "tomar medidas desesperadas para escapar del conflicto, la persecución y la pobreza".

Según diversas fuentes entre 250 y 300 personas están desaparecidas y muy probablemente han perecido tras el hundimiento de tres embarcaciones clandestinas en las que viajaban rumbo a la isla italiana de Lampedusa.

Las informaciones disponibles indican que los tres barcos siniestrados tenían sobrepeso y se hundieron a causa de un fuerte viento en la zona, mientras que un cuarto barco en dificultades pudo ser remolcado hasta la costa libia.

Chauzy explicó que Libia es un país de destino y tránsito de trabajadores inmigrantes procedentes de África occidental, subsahariana y cada vez más del llamado "Cuerno de África", particularmente de Somalia.

Se calcula que hay entre 1 y 1,5 millones de inmigrantes irregulares en Libia, de los cuales "una minoría intenta llegar hasta Europa".

Según datos de la organización, 37.000 inmigrantes clandestinos llegaron por vía marina el año pasado a Lampedusa y la mayoría partieron en su travesía desde Libia, una fenómeno que se ha reforzado en los dos últimos años.

Hasta 2006, el principal destino de esta emigración era Islas Canarias (España) por la ruta del Atlántico, agregó.

El portavoz sostuvo que a pesar del reforzamiento de la barreras a la inmigración clandestina, "las mafias encuentran siempre la manera de esquivarlas y no dudan en hacer pasar a sus víctimas por lugares cada vez más peligrosos".

"La ausencia de gestión del movimiento migratorio con fines laborales, sean trabajadores temporales o a más largo plazo, hace que las mafias saquen provecho de la desesperación de la gente que migra por necesidad y no por elección", comentó.

Redmond añadió que la oficina del ACNUR en Libia ha informado de que los migrantes rescatados y repatriados a este país fueron registrados por las fuerzas de seguridad y enviados luego a varios centros de detención en Tripoli y localidades cercanas.

Indicó que su organismo ha recibido solicitudes para proveer asistencia humanitaria a los supervivientes.
Share:

0 comentarios :

Publicar un comentario

sigueme por Email

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

face

comentarios

apartado-trujillo

Etiquetas

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

refugiados sirios

Archivo del blog