12 abril, 2008

Campaña Mundial Contra el Asedio a GAZA

José Verdú, miembro de SODePAZ
Red Solidaria contra la Ocupación de Palestina
Campaña Europea contra el Asedio a Gaza

Ramallah, 3 de Abril de 2008
El día 31 de Marzo a las 7 de la mañana un grupo compuesto por unos 30 activistas del País Vasco, Escocia, Islandia, Noruega, Italia, Países Bajos, Francia, España, Grecia, Turquía, EEUU, Palestina, Egipto, Jordania y la India se había reunido en el sindicato de abogados de Egipto en el Cairo con el objetivo de apoyar a Gaza, transportando un autobús con medicinas y otros suministros, soportando la heroica resistencia de la población gazaui, y para realizar una acción simbólica que expresara nuestra frontal oposición al inhumano y sanguinario bloqueo impuesto por
Israel, EEUU, la Unión Europea, con la complicidad de la dictadura de Mubarak en Egipto.
En la puerta del sindicato desplegamos nuestras pancartas donde podían leerse mensajes como "Salvemos Gaza", "Fin a los crímenes de Guerra israelíes" o "Fin al sitio de Gaza" y comenzamos a protestar mientras decenas de policías se posicionaban en torno a los manifestantes, algunos tomaban notas apuntando los mensajes de las pancartas, otros hablaban con los negociadores del grupo, que les explicaban la acción y nuestro cometido.
A las 8 en punto de la mañana el autobús partió desde el Cairo camino al paso de Rafah, con coches de policía siguiendo nuestra estela. Durante el trayecto los activistas discutíamos sobre la factibilidad de llegar y sobre la estrategia a seguir en caso de encontrarnos con dificultades en los diferentes puntos de control.
A eso de las 11 de la mañana llegamos al primer control en el Puente Mubarak. Comenzaron las negociaciones con el ejército egipcio. Durante más de media hora las personas elegidas por el grupo para negociar estuvieron discutiendo con los soldados de guardia, que realizaban llamadas a sus superiores. Mientras, el resto del grupo esperábamos expectantes en el interior del vehículo. Las caras relajadas y las sonrisas nos hacían pensar que las negociaciones iban por buen camino. Finalmente las autoridades dieron el permiso para que el autobús prosiguiera la marcha.
Aproximadamente una hora después llegamos al punto de control de Baloutha. Esperamos la cola durante una media hora, los soldados paraban cada uno de los coches, los registraban meticulosamente para comprobar que ningún suministro de cualquier tipo sea enviado a la Franja de Gaza. Cuando nos tocó el turno, de nuevo el equipo negociador se bajó del autobús y se
inició otra discusión con los soldados. Esta vez los gestos de las caras, la intranquilidad que se palpaba, no auguraban nada bueno. Tras sucesivas llamadas y contactos con los altos mandos, los soldados nos comunicaron que sin un permiso del gobierno egipcio no podíamos cruzar el puesto de control. Todas nuestras insistencias fueron completamente inútiles. Tras una señal todo el grupo bajo al unísono del autobús, sacamos las pancartas y comenzamos a manifestarnos en el puesto de control frente a los soldados y los vehículos que estaban esperando para cruzar. Posteriormente tras una breve discusión entre nosotros decidimos aparcar el autobús y continuar andando hacia Rafah, desobedeciendo las indicaciones del ejército.
Caminamos durante aproximadamente 3 km., mientras varios efectivos nos seguían sin detener nuestra marcha, hasta que llegamos a un cartel que indicaba que quedaban 140 km. hasta Elarish, desde donde aun hay 35 km. hasta el paso de Rafah.
En ese momento volvimos a reunirnos en asamblea para decidir como proseguiríamos la acción. Había dos alternativas sobre la mesa. La primera proponía regresar al Cairo y realizar una manifestación frente a la sede de la Unión Europea. La segunda planteaba comprar los suministros necesarios para proseguir caminando durante varios días hasta el paso de Rafah. Finalmente el grupo aceptó ambas posturas, una parte regresaría al Cairo y otra parte del grupo compraría suministros y proseguiría la larga
marcha hasta Rafah.
Nos despedimos y ambos grupos siguieron su camino en sentido opuesto con el mismo objetivo. Cuando nos encontrábamos en el autobús a punto de partir, una llamada de los compañeros nos hizo saber que la policía les había mandado parar amenazándoles con la detención si no acataban sus órdenes de inmediato. Tomaron sus pasaportes y les escoltaron hacia el autobús. Varios coches de las fuerzas de seguridad nos siguieron hasta el Cairo.
Una vez en el Cairo, frente a la sede de la Unión Europea continuamos con la manifestación por el fin al asedio de Gaza por parte de Israel y EEUU con el vergonzoso apoyo de la Unión Europea y Egipto. Varios medios de comunicación locales, Aljazeera y la agencia EFE cubrieron la acción. La población egipcia se mostró muy receptiva y pese a las dificultades por la numerosa presencia policial expresaron su apoyo a la campaña.
A pocos días de la conmemoración de los 60 años de la Al Nakba, la catástrofe, con la consecuente expulsión y limpieza étnica en Palestina como resultado del establecimiento del Estado Sionista de Israel y ante el brutal bloqueo y amenaza de holocausto israelí en Gaza, con el soporte ideológico, político y económico de EEUU, la Unión Europea y algunos regímenes árabes, hacemos un llamamiento a toda la ciudadanía europea comprometida con los derechos humanos y la justicia a sumarse a esta campaña para poner fin la bloqueo de Gaza y la ocupación de Palestina.
Esta solo ha sido la primera de un conjunto de acciones coordinadas a nivel europeo para romper el bloqueo a Gaza que proseguirán en próximas fechas.


Share:

0 comentarios :

Publicar un comentario

sigueme por Email

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

face

comentarios

apartado-trujillo

Etiquetas

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

refugiados sirios

Archivo del blog